El Grupo municipal Ganemos Albacete ha vuelto a insistir hoy en la necesidad de tomar medidas para que la solución a los atascos de tráfico en las entradas y salidas de los colegios no sea la presencia policial, sino otras medidas novedosas como los caminos escolares que, además de solventar la problemática, contribuyan a construir otra mentalidad en torno a una movilidad que pasa por reducir el uso del coche y fomentar los desplazamientos a pie o en vehículos no contaminantes.

Así lo ha manifestado esta mañana el viceportavoz de Ganemos Albacete, Álvaro Peñarrubia, quien ha explicado que esta petición cobra aún más fuerza a raíz de la memoria de la Policía Local en la que se refleja que, durante el pasado año, el mayor número de intervenciones en materia de tráfico fue la regulación de tráfico en las entradas y salidas a colegios e institutos, con un total de 8.080 intervenciones.

“Nos resulta llamativo que la actividad programada del Servicio Local de la Policía Local contemplara 4.018 entradas y 4.062 salida en centros educativos, y que a pesar de estas cifras se reconozca encima que no se pudo llegar al 100 %  por servicios imprevistos de carácter urgente que tuvieron que ser atendidos coincidiendo con el horario de entrada y salida”.

Por lo tanto, desde Ganemos creemos que la ejecución de la moción de caminos escolares que este grupo presentó en enero de 2016, y que fue aprobada por unanimidad, no puede demorarse más. En este sentido Álvaro Peñarrubia ha dicho que “no nos vale que  se diga que se está trabajando en ello”, y ha recordado que  “en el último Pleno el alcalde dio la callada por respuesta sobre este asunto, no sabemos si fue por desconocimiento porque tres días más tardes el concejal Francisco Navarro facilitó a un medio de comunicación el nombre incluso de los tres primeros colegios en donde se iban a implantar los caminos seguros al cole”.

No obstante, a Ganemos Albacete le preocupa que  el equipo de gobierno que tanto habla de diálogo no tenga la deferencia de explicar a los grupos en qué  fase se encuentra este proyecto, y sobre todo, que no cuente con el grupo proponente, ya que “a la vista de las declaraciones del concejal Francisco Navarro nos tememos que no ha entendido cuál es el objetivo del mismo del proyecto caminos seguros al cole”.

A este respecto Peñarrubia ha añadido que no se trata de regular el tráfico de vehículos, sino de intentar reducirlo, y eso pasa por tener una visión global y un diagnóstico de los itinerarios para determinar qué medidas son necesarias, las cuales pueden ir desde la información y concienciación de la comunidad educativa, comercios de los barrios… hasta la colocación de elementos como puede ser señalización horizontal marcando el recorrido o maceteros que impidan a los coches parar en doble fila o subirse a la acera.

Ganemos Albacete tiene la convicción de que los caminos escolares seguros contribuirían a reducir la conflictividad que se origina todos los días en las entradas y salidas de colegios e institutos y que está provocada por la concentración de coches y por las infracciones que sus conductores cometen al detener el vehículo en doble fila, obstaculizando el tráfico.
Se da además la paradoja de que la policía local interviene no para hacer cumplir las ordenanzas o denunciar a quienes cometen la infracción de parar en doble fila, sino para poner remedio a los inconvenientes que ello conlleva.  Pensamos hay que acabar con este doble rasero que discrimina entre los motivos para pararse en doble fila a la hora de sancionar.

El equipo de gobierno ha tenido tiempo más que suficiente para mover ficha y cumplir la moción de los caminos escolares, aprovechando además la experiencia y la actividad que y realiza la Policía Local, así como la disposición a colaborar.  De hecho, queremos recordar que en el último informe por escrito sobre cumplimiento de mociones que nos entregó la portavoz del Grupo Popular, decía que a la vuelta de las vacaciones de Navidad comenzaría la actividad “con los niños”.

Si en ciudades como Barcelona, Madrid, Valencia o Vitoria, se ha podido hacer, no vemos por qué en Albacete no se ha intentado al menos.
Para terminar, Álvaro Peñarrubia se ha referido a  la memoria de la Policía Local, en donde se dice literalmente que “el presente documento nos permite orientar nuestro trabajo y calibrar la eficacia de los planteamientos a corto, medio y largo plazo”. Pues bien, entendemos que un reto a corto plazo es valorar y evaluar la presencia policial en entradas y salidas a colegios, y por supuesto, buscar otras alternativas que eviten los atascos que se forman.