Ganemos critica que el acto institucional del Día de Castilla-La Mancha se utilice con fines partidistas

Ante la celebración del Día de Castilla-La Mancha y las declaraciones realizadas por el viceconsejero de Cultura sobre el programa diseñado, desde Ganemos Albacete pedimos al Gobierno de García Page que dé una información rigurosa y transparente de lo que la Junta de Comunidades se va a gastar en dicha celebración, detallando cuánto cuestan las actividades que se van a llevar a cabo, en lugar de seguir aprovechando cualquier ocasión para mantener su  discurso manipulador sobre las supuestas consecuencias que tiene la no aprobación de los Presupuestos.

En esta ocasión, la no aprobación de los Presupuestos ha llevado al Gobierno de Page a hacer una celebración “más austera y humilde” –según palabras del viceconsejero de Cultura, y esto se ha traducido en suprimir “el concierto” de la programación. 

Desconocemos el ahorro que supondrá no hacer el concierto, de la misma manera que desconocemos cuánto va a costar el acto institucional y si va a ser más austero y humilde que el de años anteriores. Desde Ganemos Albacete lamentamos que la víctima de la austeridad del gobierno socialista de Castilla-La Mancha sea la cultura, y en este caso, la actividad que llega a más  gente, y nos preguntamos si también van a recortar en el presupuesto del acto institucional aunque mucho nos tememos que ahí no van a escatimar en gastos.

Por otro lado, nos surgen dudas sobre “el concierto” al que hace referencia el viceconsejero de Cultura, ya que puesto que los conciertos se contratan con una antelación de varios meses nos gustaría que explicara si existía un contrato firmado con algún artista o grupo y lo han rescindido con la consiguiente penalización que ello conlleva, o por el contrario,  no había nada cerrado porque ya intuían que los presupuestos no se iban a aprobar.

Ganemos Albacete considera que las declaraciones del viceconsejero evidencian la tendencia de Page y su gobierno a lanzar mensajes malintencionados, con el fin de aprovechar cualquier oportunidad que se les presenta para responsabilizar a otros de sus propias decisiones, y para confundir los límites entre lo institucional y lo partidista. Nos preocupa que transcurrido casi la mitad de mandato del PSOE en la comunidad de Castilla-La Mancha no hayamos percibido un cambio en las formas de gobernar, y que persistan actitudes y tics consolidados a lo largo de años y años de bipartidismo. 

Recordamos que durante la campaña de las últimas elecciones generales del mes de junio, el señor Emiliano García Page envió cartas con su firma a personas beneficiarias de los planes de empleo, actuación que fue denunciada ante la Junta Electoral y que le costó un “tirón de orejas” al presidente. 

Y no es este el único caso en el que se han utilizados los cauces oficiales para la propaganda personal y partidista, ya que hemos tenido oportunidad de ver comunicados institucionales sobre sanidad, por ejemplo,  en los que podía leerse #PageCumple, una expresión más propia de una campaña electoral que del presidente de una comunidad autónoma.
Confiamos en que García Page recoja el mensaje de los socialistas de base de Castilla-La Mancha, en el que se ha puesto en entredicho su apoyo a esta forma de gobernar.

 

Añadir nuevo comentario